Nunca es tarde

Foto 1Hace unos treinta y siete años andaba yo atareadísima naciendo. No es cosa fácil esta de venir al mundo, pero todo parece indicar que por estas fechas aproximadamente conseguí asomar la cocorota sin mayor contratiempo.

Los primeros días no fueron fáciles, no les voy a engañar. Hay veces que uno nace pero no se hace y no queda otra más que tomar cartas en el asunto. Después de mucho deliberar y alguna que otra lágrima decidimos separar nuestros caminos. Nos despedimos sin reproches y con la firme promesa no mirar atrás.

Visto el giro inesperado que acababa de tomar mi corta vida decidí personarme en el instituto de puericultura para descansar unos días antes de seguir mi camino. Allí una gente muy amable me dio cobijo durante unas semanas. Me pesaron, me midieron y me facilitaron una identidad temporal como agente de tapadillo que era.

Con el buche lleno y el culete limpio por fin encontré la paz necesaria para evaluar mi situación detenidamente. Después de tanto trasiego decidí que puestos a buscarse un hogar por qué conformarme con uno de tres al cuarto. Al fin y al cabo era un bebé resultón y, con unos gorgoritos coquetones, podía asegurarme una familia pata negra.

Sin más empezaron a lloverme los currículos. Unos eran demasiado altos, otros demasiado bajos. A algunos les sobraban hijos y la verdad, después de tanta vicisitud, no tenía yo el cuerpo para pelearme con nadie por los sonajeros.

Y de pronto, entre tanto papelajo, los vi. Y lo supe.

Foto-3-compressor
En seguida llamé a mi secretaria para concertar una entrevista no se me fuera a colar algún compañero espabilado del nido.

A los pocos días, con mi mes recién cumplido, nos presentaron. Más que amor a primera vista fue como el reencuentro de unos viejos conocidos. Éramos familia, siempre lo habíamos sido, sólo que la cigüeña se había despistado un poco.

Fue verme en brazos de mis padres, envuelta en una toquilla calentita, adorada como si fuera la reencarnación del mismísimo Budha y saber que de allí no me sacaban ni los GEOS.

Siempre he pensado que el cumpleaños más importante es ese, el aniversario del día que llegué casa. Un día que siempre hemos celebrado los tres solos, sin tartas ni grandes aspavientos, disfrutando del privilegio de habernos encontrado.

Pero también le tengo cariño a este día incierto en el que nací. Cada 18 de Noviembre recuerdo que nunca es tarde para volver a empezar.

Foto-4-compressorY hoy es el día perfecto para apoyar la campaña Stand up for African Mothers con la que se pretende formar a 15.000 matronas africanas para que puedan asistir partos en las zonas más desfavorecidas y reducir así la terrible tasa de mortalidad tanto de madres como de niños.

109 comentarios sobre “Nunca es tarde

  1. Me has hecho llorar, cómo no vas a ser una madre tigre con tal background! Ahora entiendo muchas cosas de ti, mucho mas que antes, que pases un muy feliz cumpleaños. Aún sin conocerte creeme que te quiero mucho!!! Y si, todos los días se empieza de cero. Un abrazo enorme desde Lima, Perú.

  2. Felicidades idola!!! Jajaja me ha faltado más historia que has cortado el post muy pronto!! Me alegro millones de que la cigüeña tuviera tan buen tino aunque fuera a la segunda!! Mil besos y felicidades, eres una afortunada.

  3. Muchísimas felicidades. Eres muy afortunada, primero por tener dos cumpleaños, y segundo por compartir la fecha del primero con este día tan especial.
    ¿Te he dicho ya que me encanta tu forma de ver la vida?
    Y otra cosa, tu madre es un auténtico bellezón.

  4. Te descubri hace un par de meses y me enganché a tu forma de contar la vida. Antes de nada feliciitarte por tu cumple y después felicitarte por este maravilloso blog y tu forma de contar tu vida con tu familia

  5. enhorabuena por haber nacido, por haber decidido elegir a tu familia, por tener también una fecha maravillosa que celebrar, FELICIDADES!!!

    Se ve que tu eres de elegir buenas familias porque vemos que tienes una maravillosa tanto de ascendentes como descendentes…

  6. A la vista está que esas drei-tantas castañas se merecen un fiestón del ocho… pero no adelantemos y disfruta a tope el 7 que es un número estupendo:-) la experiencia en la vida es la mejor tarjeta de embarque en el día a día así que imagino que tu prematura formación negociadora y tu innata capacidad para cerrar buenos tratos te será muy provechosa a la hora de controlar a tu pandilla.

    La campaña de matronas me ha encantado. Me sumo a ella en mi próximo post. Alles gute zum Geburtstag Tiger-Mutter!

  7. Es la primera vez que te dejo un comentario aunque te sigo desde tu etapa en Bebés y más. Y no lo he hecho hasta ahora porque me encanta tu forma de escribir y de ver la vida, y cualquier cosa que yo quiera decir se queda taaaan sosa… Pero hoy la ocasión lo merece, y aunque sea sólo sea un comentario más, no quería dejar de desearte muchas felicidades por tu cumpleaños, y también darte las gracias por compartir las historias de esa maravillosa familia que has creado. Y como han dicho más arriba, jamás había leído un relato tan bonito, sentido y emocionante sobre la adopción. Un abrazo desde Bilbao.

  8. Muchas felicidades Madre Tigre!! (Aunque ya sean un poco atrasadas….) .Empecé a seguirte por IG, pero ahora me estoy enganchando a tu blog vertiginosamente!! Me gusta mucho como escribes y lo que cuentas!
    Espero hayas disfrutado mucho de tu cumple con esas cinco tigresas tan preciosas!

  9. Felicidades!!! Que fotos tan bonitas, como tus palabras, porque escribes que me encanta, yo también me he emocionado… Tu madre es guapísima!
    Gracias por dejarnos leerte! un beso a todas tus niñas bonitas.

  10. Con una lagrimilla me decido a escribir (no lo hago nunca), pero claro, este tema….
    Soy mamá de una niña que recibimos con nueve meses, no sólo recibimos una niña, recibimos una familia, amor incondicional, emociones, pasión….Ahora que ya tiene 15 años hemos formado un trío inquebrantable (sigo llorando), y lo que es mejor tengo la absoluta seguridad de que cuando cumpla los 37 nos querrá tanto como tu quieres a los tuyos.
    Muchas gracias por compartirlo

  11. La vida se da sin más ni más por varios caminos, inciertos y hermosos. Me reee encanta este post porque te vi rostro :D he dejado de imaginarte como siempre ajjajja

  12. ¿Llego tarde? no creo, no lo sé… en estos casos creo que ni el tiempo importa. Me has dejado con un nudo enorme… el mejor amigo de ElMayor también tuvo la suerte de encontrar esa familia de siempre, y ellos también celebran el día en que se conocieron como el gran día de la familia, he sentido tan cerca tu relato precisamente por eso, porque sé como se siente la madre elegida al celebrar ese encuentro con su hijo esperado, ese que por despistes de la cigüeña va a parar a otra parte, como bien dices.

    Felicidades…

  13. Me estoy poniendo al día con tu blog, hace poquito q te he descubierto, y he pasado de la risa a la lagrima sentida, me has dejado sin palabras y como una cotorra de las buenas como yo, no es tarea fácil, poca gente lo consigue. Q bonito cuentas todo. Ah y felicidades con retraso.

  14. ¡Sabía que eras escorpio! Somos la sal de la tierra. Llevo unos meses leyéndote y me encanta tu blog. Enhorabuena y muchas felicidades, aunque sea con retraso.

  15. Abuela Tigre es espectacular. Así, sin anestesia ni nada. Y casi seguro tan preciosa por dentro como por fuera. Me juego lo que tengo y lo que no tengo a que el Abuelo Tigre es un señor-señor de los que quitan el sentío!

    Felicidades a los tres!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s